Miguel Á. Morales: Más a la derecha que al centro

Siempre se ha dicho que las personas somos esclavas de nuestras palabras. Dándole una vuelta a la frase, estoy convencido de que somos más esclavos de nuestras conductas. Decir nos señala, hacer nos define. Al menos es lo que yo pienso.

Quienes llevamos en la vida pública un tiempo, sabemos que hay personas de las que podemos esperar un tipo de coherencia que sobrevive a la coyuntura. Uno puede cambiar de estrategia o buscar soluciones diferentes, pero nunca deberíamos mercadear con nuestros valores ni rebasar líneas rojas éticas.

Sabemos perfectamente que a la derecha española le persigue una sombra de pragmatismo que la expone cada vez que tiene que tomar decisiones. Se han autodefinido liberales, centristas y demócratas, pero sus hechos, a lo largo de su historia, los retrata cada vez que contrastamos palabras con acciones.

Si para Aznar, ETA era un movimiento de liberación, para Feijóo, el que llegaba al PP para moderar a sus tropas descarriadas, la extrema derecha es un buen socio de gobierno y por eso ha bendecido la llegada del fascismo al gobierno de Castilla y León

Y Feijóo, el amnésico mesías del conservadurismo español, no es la excepción. Si para Aznar, ETA era un movimiento de liberación, para Feijó, el que llegaba al PP para moderar a sus tropas descarriadas, la extrema derecha es un buen socio de gobierno y por eso ha bendecido la llegada del fascismo al gobierno de Castilla y León y ha merecido el repudio de la derecha europea, a través de su presidente, Donald Tusk.

Y mientras sentaba el precedente más peligroso de la historia de la democracia española, parafraseaba al M. Rajoy del convencimiento moral de aquel fatídico 11-M y hacía lo mismo defendiendo a la Sra. Ayuso ante el maloliente asunto de su hermano quien, en palabras de Casado, se llevó 280 mil euros mientras en España moría la gente debido a la pandemia.

Así que, sinceramente, del primer partido político de la historia sentenciado por corrupción -el PP-, seguiremos esperando cantos de sirena a la patria que saquearon o a la patria que enviaron a una guerra viciada de toda falsedad. Mientras, no nos cansaremos de pedir responsabilidad democrática y lealtad institucional, algo que es imposible esperar de la ultraderecha, ahora socia del Sr, Feijóo y repudiada en Europa.

Miguel Á. Morales – Secretario General PSOE provincia de Cáceres

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Ver más

  • Responsable: Florencio Vallinot Tovar.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a dinahosting.com que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.